Siempre escuchamos hablar acerca de las proteínas y de los aminoácidos, pero, ¿por qué son esenciales para nuestro cuerpo?

IMPORTANCIA

La importancia de la proteína y los aminoácidos, todos los procesos bioquímicos del cuerpo requieren de energía para producirse.

Es a partir de la ingestión de sustancias alimentarias distintas que la cantidad requerida de energía se obtiene. La parte central del paquete de la energía del cuerpo que proporciona para la replicación y reparación de las células, los órganos y sistemas de órganos es la proteína. Junto al agua, la proteína es la sustancia más abundante en el cuerpo humano sano. Comprende una parte importante de la sangre y la linfa y crea una inmunidad natural dando al cuerpo un medio de reconocer las células invasoras extranjeras y virus. Las proteínas están formadas por aminoácidos, que son los bloques de construcción del cuerpo. Proteínas comprenden 90% de la hemoglobina y forman la columna vertebral del sistema inmunológico del cuerpo.   

Las proteínas son los compuestos nitrogenados más abundantes del organismo, a la vez que el fundamento mismo de la vida. En efecto, debido a la gran variedad de proteínas existentes y como consecuencia de su estructura, las proteínas cumplen funciones sumamente diversas, participando en todos los procesos biológicos y constituyendo estructuras fundamentales en los seres vivos. De este modo, actúan acelerando reacciones químicas que de otro modo no podrían producirse en los tiempos necesarios para la vida (enzimas), transportando sustancias (como la hemoglobina de la sangre, que lleva oxígeno a los tejidos), cumpliendo funciones estructurales (como la queratina del pelo), sirviendo como reserva (albúmina de huevo), etc.


Coenzima Q10Esas sustancias se incorporan inicialmente al torrente sanguíneo y, desde allí, son distribuidas hacia los tejidos que las necesitan para formar las proteínas, consumidas durante el ciclo vital.
Los alimentos que ingerimos nos proveen proteínas. Pero tales proteínas no se absorben directamente ni como tales, sino que, luego de su desdoblamiento (“hidrólisis” o rotura), causado por el proceso de digestión, atraviesan la pared intestinal en forma de aminoácidos y de cadenas cortas de péptidos, según lo que se denomina “circulación entero hepática”.

Se sabe que de los veinte aminoácidos proteicos conocidos, ocho resultan indispensables (o esenciales) para la vida humana y dos resultan “semi indispensables”. Son estos diez aminoácidos los que requieren ser incorporados al organismo en su cotidiana alimentación y, con más razón, en los momentos en que el organismo más los necesita: en la disfunción o enfermedad. Los aminoácidos esenciales más problemáticos son el triptófano, la lisina y la metionina. Es típica su carencia en poblaciones en las que los cereales o los tubérculos constituyen la base de la alimentación. Los déficit de aminoácidos esenciales afectan mucho más a los niños que a los adultos.

Hay que destacar que, si falta uno solo de ellos (aminoácidos esenciales) no será posible sintetizar ninguna de las proteínas en la que sea requerido dicho aminoácido. Esto puede dar lugar a diferentes tipos de desnutrición, según cual sea el aminoácido limitante.

 

AFAAphanizomenon flos-aquae contiene más proteínas que cualquier otro organismo (planta o animal). Hay 22 aminoácidos, de los cuales 8 son esenciales y deben obtenerse a partir de nuestros alimentos. Sin cantidades adecuadas de todos los aminoácidos, la salud no puede ser mantenido. Cuando las cantidades inadecuadas de los aminoácidos se consumen, los tejidos del cuerpo menos importantes “canibalizado” causar envejecimiento prematuro y posibles graves deficiencias, como la falta de motivación, pérdida de la memoria, estado de alerta mental bajo, el rendimiento intelectual y depresión.

Lo que es verdaderamente único acerca de las algas es que su perfil de aminoácidos es casi idéntica a la encontrada en nuestro cuerpo, por lo que AFA algas verde-azules es uno de los alimentos perfectos de la naturaleza.

Leave a Reply